Lady Diana Beauclerk (nacida Lady Diana Spencer; otro nombre de casada Diana St John, vizcondesa Bolingbroke) fue una noble y artista inglesa.

Nació en la familia Spencer como la hija de Charles Spencer, 3er Duque de Marlborough y la Honorable Elizabeth Trevor. Sus hermanos eran George, Charles y Elizabeth. Fue criada en Langley Park, Buckinghamshire, donde fue introducida al arte desde muy temprana edad. Joshua Reynolds, un artista, era un amigo de la familia.

Se casó con Frederick St. John, segundo vizconde de Bolingbroke (1734–1787) en 1757. Desde 1762–1768 fue la Dama de la Cámara de la Reina Charlotte.

Cuando era niña, Lady Diana mostró un talento para el dibujo como lo demuestra un dibujo en colores pastel que hizo a la edad de 11 años que uno de sus hermanos conservó en el Palacio de Blenheim, la casa de la familia. Como Lady Diana Beauclerk, es conocida como una de las artistas aristocráticas británicas más destacadas de finales del siglo XVIII y creó dibujos a lápiz, acuarelas, pasteles y grabados. Sus diseños se usaron en la cerámica de Wedgewood y se hicieron impresiones de sus dibujos para que su trabajo fuera accesible al público. Lady Diana también sirvió como ilustradora para varios libros. El famoso artista Sir Joshua Reynolds pintó un retrato de ella durante 1764-1765 (arriba) y admiró mucho su trabajo.

Beauclerk ilustró una serie de producciones literarias, incluida la tragedia de Horace Walpole The Mysterious Mother, la traducción al inglés de Leonora (1796) de Gottfried August Bürger y The Fables of John Dryden (1797). Después de 1785, formó parte de un círculo de mujeres, junto con Emma Crewe y Elizabeth Templetown (1746 / 7-1823), cuyos diseños para Josiah Wedgwood se convirtieron en bajorrelieves en adornos de jaspe.